Espumadores de leche

Para poder disfrutar de la espuma en tu café tienes la opción de comprar una cafetera con tubo vaporizador de leche. Sin embargo, esto solo lo encontramos en algunas cafeteras express y en las cafeteras superautomáticas. La solución si tienes una cafetera italiana, de goteo o algún otro tipo de cafetera que no disponga de esta función es comprar un espumador de leche por tu cuenta. Un accesorio muy barato que también recibe el nombre de emulsionador de leche o simplemente batidor de leche. Eso contribuye a que el buen café sea mucho mejor, ya que la espuma de la leche no solo le da una mejor presencia al café, también te permite disfrutar de una textura especial, preparar capuccino, latte, etc.

Con un espumador podrás emulsionar la leche y conseguir esa deliciosa nube sin esfuerzo. En combinación con, por ejemplo, una cafetera italiana (mucha gente disfruta con los cafés de las cafeteras clásicas y no muestran interés por las máquinas automáticas) obtendrás probablemente el mejor resultado en relación calidad-precio. A continuación analizamos los mejores modelos de espumador de leche para ayudarte a encontrar el tuyo.

Espumadores de leche automáticos

Nespresso Aeroccino

Si quieres uno de los mejores espumadores de leche automáticos, ese es el Nespresso Aeroccino. La firma Nespresso ha creado este complemento para sus cafeteras de cápsulas o para cualquier otra, permitiendo hacer dos tipos de espuma de leche en caliente y también en frío.

Gracias a este aparato podrás crear varias recetas de leche para café con unos pasos muy simples y en cuestión de segundos tendrás la espuma lista para servir. Tan solo tienes que introducir a leche en su recipiente, colocarlo en la base y presionar el botón del tipo de espuma que desees conseguir.

Además de eso, el espumador de leche de Nespresso permite su lavado en el lavavajillas, ya que es de un material duradero, como es el acero inoxidable.

Severin SM 9684

Se trata de un espumador de leche económico que sirve tanto como espumador como para calentar la leche. Consigue espuma de leche suave en un instante, o chocolate caliente. Todo gracias a un innovador sistema de emulsión de leche con inductor.

Es muy sencillo, con 4 niveles de temperatura diferentes para calentar a 45ºC, 55ºC, 60ºC y 65ºC respectivamente. Además, si prefieres la emulsión de la espuma en frío, también tiene capacidad para ello, sin necesidad de calentar la leche.

Su recipiente de acero inoxidable es resistente, y puede ser lavado en el lavavajillas. Además, viene marcado con diferentes medidas desde 120 ml a los 700 ml de capacidad. Aunque la emulsión la realiza solo hasta los 350 ml.

Krups XL1008

Con 150 ml de capacidad y 200w de potencia, el espumador automático de Krups es otra de las mejores opciones para preparar espuma cremosa en leche fría.

Resultados profesionales para disfrutar de bebidas espumosas y capuccino deliciosos. Fácil de limpiar y rápida en la ejecución. Además, no se pega gracias el revestimiento antiadherente.

Con una forma ideal para poder verter el contenido de forma precisa sin derramar ni gota. Además, el botón de control es sencillo gracias a su tecnología automática one-touch.

Philips Milk Twister

Philips también tiene un gran espumador para leche caliente y también leche fría. Con una capacidad de 120 ml para poder preparar dos tazas de leche con espuma deliciosa.

Su multifunción permite adaptarse a varias bebidas de café y leche, funcionando con un solo toque en su botón. Además, su base inalámbrica gira 360 grados para que lo puedas colocar con mucha facilidad.

Senseo KA6500/10

El Senseo KA-Series es otro espumador para leche fría y caliente que prepara deliciosas bebidas con espuma. Con resultados profesionales y muy cómodo de usar gracias a su sistema automático. Tras pulsar el botón, en unos segundo tendrás tu bebida lista.

Su base puede girar 360º para que lo puedas levantar y estacionar cómodamente. Además, funciona también con otros líquidos, como leches vegetales como la de soja, almendras, etc., para los veganos.

Melitta Cremio II

Espumador muy potente con 450w. La prestigiosa marca Melitta ya cuenta con un largo recorrido en productos para el café, y ahora también ha creado este espumador automático para leche fría y caliente para preparar todo tipo de bebidas, como el capuccino, café frappé, latte macchiato, café con hielo, batidos, chocolate, etc.

Con una capacidad bastante elevada, ya que puede calentar la leche en 2-3 min hasta 250 ml. Y para realizar la espuma, acepta hasta 150 ml. Solo tendrás que seleccionar uno de sus tres cabezales específicos para las distintas bebidas y apretar el botón. Él se encargará del resto. Por cierto, la base también rota 360º para mayor comodidad.

Lavazza MilkUp

Lavazza es otra de las grandes marcas en el mundo del café, y seguro que ya la conoces. También fabrica espumadores de leche, como es este espumador de gran potencia con 500w.

Tiene una capacidad de 180 ml para la leche, se puede lavar en el lavavajillas de forma fácil, y admite preparar leche espumada tanto fría como caliente.

Bialetti

Bialetti es otra marca conocida por los cafeteros. Este espumador eléctrico es otra de las mejores opciones que puedes comprar por un precio asequible. Es perfecto para preparar espuma para tus capuccino, con 2 inserciones para varias funciones y un cuerpo de calidad con acabado en acero inoxidable. Tiene capacidad para 240 ml, aunque solo puede aceptar 150 ml para hacer espuma. Acepta leche en frío y caliente, y tiene 500w de potencia.

Smeg MFF01RDEU

Es una marca muy conocida, pero bastante cara. Smeg se caracteriza siempre por el fantástico diseño italiano para servir como piezas de decoración. En este caso tiene un acabado rojo de calidad, con un selector para poder realizar varias bebidas con espuma de leche, café, chocolate, infusiones…

Tchibo 297572

De acero inoxidable 18/10 de alta calidad, este espumador es una buena opción. Tiene capacidad hasta 500 ml para calentar la leche, pero para espumar solo acepta hasta 260 ml.

Ideal para bebidas calientes o frías, con facilidad de uso con solo apretar un botón. Con posibilidad de realizar varios tipos de espumas en tan solo uno instantes. Tiene apagado automático si no se usa en unos 3 min.

DeLonghi EMFI.W

La famosa marca italiana DeLonghi también tiene buenos espumadores de leche como este modelo. Tiene 500w de potencia y una capacidad de 140 ml para hacer deliciosa espuma en unos instantes y de forma automática. Acepta hasta 250 ml para calentar.

Diseño elegante, revestimiento antiadherente, fácil de limpiar y base que rota 360º para que lo puedas color de forma sencilla.

Espumadores de leche manuales

Espumador Judge JA90

Es uno de los mejores espumadores de leche manuales que puedes comprar. Está fabricado en acero inoxidable, para se resistente, ofrecer mejores resultados y que se pueda lavar fácilmente incluso en el lavavajillas.

Tiene una tapa del mismo material con un émbolo que puedes accionar manualmente con la mano gracias a la palanca que implementa. Eso batirá la leche gracias a una rejilla interna que conseguirá esas codiciadas burbujas en la leche para hacer las mejores espumas.

bonVIVO FOMO espumador manual 400ml

Este espumador de leche manual es otra de las opciones alternativas que tienes en el mercado. Permite crear deliciosas cremas de leche para tu café o para otras bebidas gracias a una jarra transparente de vídrio para que puedas ver cómo se realiza el proceso.

Dentro posee un émbolo con el batidor que genera las burbujas de la espuma mientras los accionas con la mano gracias a la palanca que incluye. El mecanismo es simple, y al cabo del rato obtendrás la espuma que buscas.

Al no necesitar energía eléctrica, te lo puedes llevar a donde necesites, incluso si vas de excursión al campo.

Espumadores de leche a pilas

Sedhoom espumador de leche a pilas

Una opción algo más barata al anterior es el Sedhoom, un espumador de leche a pilas compacto y con un ruido de funcionamiento bajo. Con un potente motor con eficiencia A+ para alargar la vida de las pilas.

Lo puedes usar para batir todo tipo de líquidos y generar espuma en ellos, desde leche, a huevos, chocolates, etc., tanto fríos como calientes. Además, al ser de acero inoxidable y plástico ABS resulta higiénico y fácil de limpiar.

Fackelmann 42318 espumador de leche a pilas

Si prefieres algo más rápido que los manuales, pero que también permiten usarse allá donde necesites al funcionar con pilas, ese es el espumador Fackelmann. Este producto tiene un potente motor que funciona con 2 pilas AA.

El material de la empuñadura es ABS y acero inoxidable, por lo que resulta resistente. El tamaño no supera los 21.5×4.5cm, por lo que resulta compacto para transportarlo.

Sedhoom

Sedhoom es un espumador barato que funciona a pilas y que ofrece una buena potencia y bajo nivel de ruido. Ideal para llevarlo donde lo necesites, como tu puesto de trabajo. En 10 segundos obtendrás la espuma que quieres gracias a su eficiente y potente motor.

Funciona a pilas, y tiene un acabado ABS de calidad e ideal para alimentación. Su cabezal batidor es desmontable para lavarlo fácilmente.

Bosenkitchen 2 MF8710

Bosenkitchen 2 es otro espumador recomendable y barato que puedes adquirir. Este modelo es perfecto para crear espuma en la leche de forma rápida. Ideal para gran variedad de bebidas.

Su diseño es ergonómico, ligero y compacto. Ofrece resultados en cuestión de segundos gracias a su potente motor y de nivel de ruido bajo. Se alimenta gracias a dos pilas AA incluidas. Para limpiarlo, puedes retirar el vástago de acero inoxidable de forma sencilla.

Simpletaste con vaso

Es un espumador a pilas algo diferente a los demás, ya que incluye un vaso de capacidad de 200 ml para preparar la espuma de leche en él. Su motor puede girar el cabezal a 12000 rpm para hacer espuma en tan solo 10 o 30 segundos.

Es duradero, cómodo de usar y limpiar, no es tóxico gracias a que está creado en plástico libre de BPA, y las partes son desmontables para su correcto mantenimiento.

Simpletaste

Es un espumador barato y muy similar a otros, con un mango ergonómico y cabezal para espumar la leche. Tiene un servicio de garantía de 24 meses, al igual que el anterior. Además, permite crear diferentes bebidas con espuma.

Solo necesita un toque para producir la espuma con el botón de encendido y apagado. En cuestión de segundos obtienes el resultado y sin apenas ruido.

Otros accesorios para conseguir mejores resultados en la espuma de tu leche

Además de los espumadores de leche, también existen algunas herramientas adicionales que pueden ayudar a conseguir formas algo más elegantes en tus espumas o a trabajar la superficie consiguiendo verdadero arte para las ocasiones más especiales:

Kit Coffee Art Maker

Si ya eres todo un experto creando espuma en la leche, es probable que quieras un poco más allá y comenzar a trabajar la forma y crear verdaderas obras de arte sobre la superficie de tu café. En este caso, tienes kits en el mercado que te ayuarán a empezar.

En Amazon tienes un kit con 16 patrones diferentes para hacer formas, pudiendo personalizar el café según tu estado de ánimo o para las ocasiones más especiales. Son matices metálicos para espolvorear chocolate, azúcar glasé o cualquier otro polvo sobre la superficie. Además, incluye unas cucharillas especiales para trabajar y una aguja para trabajar de forma más precisa.

Lecheras de acero inoxidable

También puedes encontrar lecheras de acero inoxidable. Este metal, además de ser fácil de limpiar y no estropearse con el tiempo, permite obtener mejores resultados para crear la espuma con un espumador a pilas.

Al ser un metal conductor, va a mantener la leche a una mejor temperatura para que la grasa se mantenga estable y emulsione de forma mucho más rápida y la espuma adquiera una consistencia más duradera.

# Vista previa Producto Valoración Precio
1 Lacor - 62235 - Lechera... Lacor - 62235 - Lechera... No hay valoraciones 10,28 €
2 Space Home - Jarra... Space Home - Jarra... No hay valoraciones 10,97 €
3 OnePine 350ml Jarra de... OnePine 350ml Jarra de... No hay valoraciones 16,99 €

Impresora ERICOFFEE

La impresora ERICOFEE es una máquina patentada en España para poder imprimir lo que te apetezca sobre la superficie de tu café, la espuma de la cerveza, e incluso en otros productos comestibles (yogurt, galletas, tartas, tortillas, pan,…). Con ella conseguirás verdaderas obras de arte para las ocasiones más especiales, personalizando las bebidas de forma extraordinaria.

Permite inyectar tinta comestible en la superficie de cualquier objeto o liquido. Y funciona de forma similar a como lo haría una máquina de impresión de papel convencional. Es decir, introduces el dibujo que quieres imprimir, y la máquina lo imprime en menos de 10 segundos.

Las imágenes se pueden enviar desde una app para dispositivos móviles. En este caso no conseguirás una espuma en la leche, pero sí un toque de arte en caso de no tener habilidades para el coffee art…

Hacer café con espuma de leche

¿Cómo se logra espumar la leche?

Conseguir espumar la leche de tus bebidas calientes o frías no es una tarea sencilla. Con la ayuda de un espumador introducimos microburbujas en la leche para darle textura espumosa o cremosa. Pero debes tener en cuenta que si las burbujas son demasiado grandes se romperán fácilmente y la leche volverá a su estado normal muy rápido, especialmente si remueves el café. Pero si las burbujas tienen el tamaño apropiado será mucho más complicado que desaparezcan y disfrutarás de ellas durante todo el tiempo.

Trucos para espumar la leche

Para conseguir una buena textura de nube o cremosidad en la leche, puedes seguir unos pasos esenciales. Con algunos trucos básicos evitarás que se baje rápidamente o que no llegue a conseguir el volumen deseado:

  • Tipo de leche: lo mejor es usar leche normal, es decir, leche entera. Este tipo de leche cuenta con más grasas, lo que le da una textura más densa y conseguirá una espuma de mayor calidad. En caso de usar leches semidesnatadas o desnatadas, el efecto no será igual. También existen leches para hostelería, más grasas, que dan una mayor cremosidad aún. Prueba añadir un poco de nata líquida (12 o 18%). No falla.
  • Leche fría: es mejor que partas de una leche fría, ya que si está caliente será más complicado conseguir la espuma con tu espumador de leche. Algunos cometen el error de calentarla y luego intentar generar la espuma, pero no consiguen los resultados adecuados y piensan que es causa del aparato que han comprado. Ten en cuenta que las proteínas y grasas de la leche harán que emulsione mejor en frío.
  • Recipiente de acero inoxidable: es mejor usar un recipiente de metal para que disipe mejor la temperatura y así evitar que la grasa de la leche se funda más rápidamente con la temperatura.
  • Espumador con potencia suficiente: algunos espumadores no tienen la potencia deseada. Tienes que asegurarte comprar un buen aparato. En caso de funcionar con pilas, ten la precaución de comprobar el estado de la batería. En caso de estar casi gastada, la potencia del motor será menor y no conseguirá el efecto.
  • Eliminar las burbujas más grandes: es algo que hacen los baristas más expertos. Le suelen dar golpes al culo del recipiente una vez han espumado la leche para que las burbujas grandes se rompan y queden solo las más pequeñas.
  • Calentar después de espumar. Una vez hayas hecho la espuma es cuando puedes calentar la leche para servirla o usarla directamente fría si lo prefieres. Pero ten cuidado de no pasarla de temperatura, o todo el procedimiento anterior podría irse al traste debido a la nata que se genera en la superficie cuando se pasa de temperatura o hierve.

Tipos de espumadores de leche

  • Cafeteras con vaporizador: las cafeteras con vaporizador suelen tener un tubo adicional que permite generar la espuma de la leche en cuestión de segundos. El tubo conseguirá introducir burbujas de aire en la leche para darle esa textura tan deseada. Es la mejor opción si buscas un todo en uno, sin aparatos adicionales.
  • Máquina para espumar leche: si no cuentas con una cafetera con estas función, otra de las opciones que tienes es adquirir una máquina espumadora de leche. Cada una puede conseguir resultados muy diversos, por lo que estaría bien que leas las descripciones de cada opción disponible en el mercado. Lo que sí tienen en común es que todas son eléctricas y realizan el trabajo de forma automática y rápidamente.
  • Espumador a pilas: existe una opción más económica a la anterior, aunque no obtiene los mismos resultados. Son pequeños emulsionadores o espumadores de leche a pilas. Incluyen un pequeño motor en su mango para poder batir la leche energéticamente y conseguir espuma. Funcionan con pilas de tipo AAA, por lo general. En ocasiones, algunos incluyen también varios tipos de varillas intercambiables para conseguir diversas texturas diferentes.
  • Espumador manual: por último están los espumadores de leche manuales, es decir, aquellos que funcionan mediante la acción mecánica. Por tanto, no lo hacen automáticamente o con un motor electrónico como los anteriores, sino que tendrás que batir tú mismo. Eso conlleva algo más de tiempo, pero tienen una ventaja frente a los anteriores. Por lo general la capacidad es mayor y los resultados conseguidos son similares a los eléctricos.

Si has llegado hasta aquí es que aún no lo tienes muy claro.
¿Cuánto te quieres gastar en tu nueva cafetera?

100€

*Desliza para variar el precio.